El Liverpool pasó a cuartos tras batir 3-1 al Bayern Múnich en Alemania

El Liverpool pasó a cuartos tras batir 3-1 al Bayern Múnich en Alemania

Mané y Van Dijk marcaron los goles de Reds. Foto: AFP

El Liverpool se convirtió este miércoles en el cuarto equipo inglés en clasificarse para los cuartos de final de la Liga de Campeones luego de ganar (3-1) al Bayern en el Allianz Arena de Múnich (0-0 en la ida).

El senegalés Sadio Mané adelantó a los ‘Reds’ (26), aunque un gol de Joel Matip en propia (39) alentó la esperanza bávara, hasta que el holandés Virgil van Dijk de poderoso cabezazo (69) y de nuevo Mané (84) sellaron el pase entre los ocho mejores de Europa para el Liverpool.

El Liverpool, vigente subcampeón y con cinco Champions en su haber, deja así en la cuneta al equipo de Niko Kovac, que también suma cinco ‘Orejonas’, y al que le queda esta temporada el consuelo de buscar el título de la Bundesliga, en la que ocupa el primer puesto, y la Copa alemana, en la que está en cuartos de final.

Los primeros minutos del choque transcurrieron en medio de la contención y el respeto mutuos.

El primero en probarlo fue Thiago Alcántara con un derechazo desde fuera del área que se fue alto (9).

La primera polémica llegó minutos después por un posible penal por derribo de Niklas Süle a Lewandowski.

Las cosas parecían complicarse para los visitantes con la retirada por lesión del capitán Jordan Henderson, sustituido por el brasileño Fabinho (13).

Pero el segundo clasificado de la Premier avisó primero con un potente derechazo fuera del también brasileño Roberto Firmino (25), y confirmó su pegada un minuto después, cuando el senegalés Sadio Mané abortó toda opción de prórroga al realizar una bella ruleta ante la salida de Neuer para anotar el 1-0.

Los ataques se sucedían en las dos áreas, aunque fue el central Joel Matip el que introdujo el balón en su arco al intentar desviar un pase de Serge Gnabry (39).

– Van Dijk imperial –
Ya en el segundo acto, con un Bayern volcado, el pase raso de Gnabry se paseó por el área pequeña sin encontrar rematador (61).

Van Dijk anotó el gol de la tranquilidad para el vigente subcampeón con un imponente cabezazo superando en el salto al español Javi Martínez, y Sadio Mané puso la puntilla también de cabeza, a pase de un activo Mohamed Salah.

Sin Thomas Müller ni Joshua Kimmich, sancionados, el Bayern deberá esperar un año más para conquistar una competición que se le resiste desde 2013, y se pierde por primera vez los cuartos desde 2011.

De la mano de una defensa sólida y de un trío de ataque de parece ser más efectivo cada semana, el Liverpool se permite soñar con borrar este año la pesadilla que supuso la final perdida ante el Real Madrid (3-1) en 2018.

Klopp, además, se tomó cumplida venganza de la derrota en la final de la ‘Champions’ de 2013 cuando dirigía al Dormund.

AFP

No olvides compartir en >>