¡Lo que no sabías del drone! El artefacto del que habla toda Venezuela

¡Lo que no sabías del drone! El artefacto del que habla toda Venezuela

¡Lo que no sabías del drone! El artefacto del que habla toda Venezuela

Hasta hace poco tiempo, los drones eran únicamente esos vehículos no tripulados pilotados por control remoto que se controlan a distancia y que se utilizaban con fines militares en misiones de vigilancia o ataque.

Hoy en día estos aparatos tienen una utilidad que va mucho más allá de la bélica y se comercializan para usos de lo más diversos, que van desde  la lucha contra incendios hasta el entretenimiento.

La tecnología drone ha llegado a un punto en el que se está colando en básicamente cada sector de la tecnología. Ya no son sólo aparatos entretenidos para volar con los amigos, sino que han pasado a usarse en eventos, conciertos, espectáculos deportivos, y hasta el uso médico para responder emergencias, pero como todo en este mundo, los drones también tienen cabida para usos fraudulentos.

El uso de drones debe estar regulado y vigilado, ya que su tecnología se presta a irregularidades, como en casos en los que los drones han sido utilizados para contrabando en cárceles de alta seguridad, también para burlar a agentes del FBI y hasta para un atentado presidencial como el ocurrido en Venezuela el pasado sábado 4 de agosto.

Contrabando con drones

El contrabando en las cárceles es una práctica tan castigable como habitual. Todo el mundo pasa algo, y todo el mundo necesita algo, ya sea vicio, necesidad o algo para comunicarse con el mundo exterior fuera del pabellón de visitas. Y este es precisamente el uso que le están dando en varias cárceles a lo largo de Estados Unidos, usándolos como vehículos de contrabando para meter en los presidios a través de envíos aéreos por encima de los muros cosas como pornografía, drogas, teléfonos móviles o incluso armas de fuego en los últimos años.

El conocido periódico USA Today ha dado esta información a conocer, sobre unos datos obtenidos de documentos oficiales del Departamento de Justicia norteamericano, que han sido desclasificados mediante el Acta de la Libertad de Información. En el último lustro, de 2012 a 2017, más de una docena de intentos con drones para pasar materiales de contrabando a cárceles han sido llevados a cabo.

Y no queda ahí la cosa, ya que instalaciones de varios estados del país han informado de incidentes similares, todos ellos usando la tecnología drone para lograr los intereses de meter contrabando.

En marzo del 2015 en la prisión federal de Alta Seguridad de Victorville, California, un prisionero reclutó a alguien de fuera para utilizar un drone e introducir desde fuera de los muros dos smartphones. Los guardias no lo descubrieron hasta 5 meses después.

¡Lo que no sabías del drone! El artefacto del que habla toda Venezuela Luego en el año 2016 un prisionero y dos cómplices fueron acusados de introducir drogas y porno en el Correccional Oeste de Maryland usando un drone. La policía señala que hubo varias incursiones nocturnas que les permitieron ganar a los 3 hombres 6 mil dólares por envío. Los incidentes ocurrieron en otros centros de California y Texas.

Los expertos coinciden en señalar que las tecnologías anti-drones actuales no son suficientes para proteger a las cárceles de estos nuevos métodos para proveer de contrabando con elementos que por los métodos tradiciones son mucho más complicados de introducir.

Joe Mazel, agente del FBI, contó otra forma de uso criminal de drones como lo es en los contrabandos de mercancías. En Australia, los drones les sirven a los delincuentes para vigilar a los agentes de aduanas. Si uno de ellos se acerca demasiado a un contenedor en el que hay material ilegal de contrabando, el drone alerta a los criminales y estos crean distracciones como una alarma falsa. Incluso se utilizan de la manera más descarada posible para contrabando fuera y dentro de las cárceles.

Con equipos de tecnología anti-drones capaces de interferir la señal entre el aparato y quien lo controla se pueden contener. Una tecnología que se ha estado probando sobre el terreno en Siria e Iraq para probar su eficacia de manera directa. De hecho, una de las inversiones actuales en desarrollo de la Armada estadounidense es la tecnología para derribar drones.

Luis Fernando Herrera

Noticia al Día / AFP

No olvides compartir en >>