Iva Olivari, la mánager de Croacia, la "reina de los papeles" (+Fotos)

Iva Olivari, la mánager de Croacia, la “reina de los papeles” (+Fotos)

Iva Olivari

Foto: cortesía iva_oli

“Yo fui discriminada. Claro que he oído todo tipo de comentarios del estilo ‘ella no debería estar allí’ o ‘sería mejor si su puesto fuese de un hombre, ella no sabe de fútbol’. Pero esos comentarios no me importan, me dan igual”. Lo dice Iva Olivari, la primera mujer en sentarse en un banco de suplentes en un Mundial. Ella hace historia, al igual que su selección Croacia, que por primera vez llegó a la final de una Copa del Mundo. Es la manager del seleccionado y logró, por pedido de los propios futbolistas, estar a su lado en los estadios.

Tía Iva es el apodo que los jugadores le pusieron a esta mujer de 49 años que acompaña a la selección desde hace varios años. Tuvo una prometedora carrera jugando al tenis, pero una lesión rompió con su ilusión. Había sido campeona Sub-14 con la ex Yugoslavia y se había dado el lujo de vencer, nada menos, que a Steffi Graf (ganadora de 22 Grand Slam). Dejó el tenis por una lesión en su muñeca.

De allí saltó al fútbol, después de que Croacia proclamase su independencia en 1991 y se produjera la desintegración de Yugoslavia, la federación croata se convirtió en el órgano rector del fútbol. Ella desembarcó allí en 1992, justo cuando FIFA la admitió como participante. Fue Davor Suker, actual presidente de la Federación y héroe de su selección en el Mundial 1998, quien le dio el puesto de mánager.

Olivari es la encargada de organizar los viajes del equipo, los traslados, administrar entrenamientos, los partidos, coordinar cuestiones logísticas, la infraestructura de los hospedajes, y gestionar la comunicación con la FIFA. Fue quien presentó el búnker en la ciudad de Roschino, a 70 kilómetros de San Petersburgo, como base para este Mundial. Allí consiguieron un estadio con todas las facilidades para el conjunto balcánico. “Soy la reina de los papeles”, se define, en un tono de broma.

Está siempre al lado del equipo. En Rusia acompañó en todo momento al plantel, desde los entrenamientos hasta los partidos. Es una de las primeras en bajar del colectivo que traslada a los futbolistas y una de las últimas en irse. Es más: dio la cara en el momento más complicado de Croacia en esta Copa del Mundo, cuando Zlatko Dalic, técnico del equipo, decidió echar del plantel a Nikola Kalinic. Esa determinación la tomó en conjunto con la mánager del equipo.

No es el primer Mundial de Olivari acompañando al equipo. Ya formó parte de la delegación en Brasil 2014, aunque en aquella oportunidad le tocó mirar los partidos desde la tribuna. Su primer partido en el banco fue durante la Eurocopa 2016. “Fue muy emocionante estar allí. Es impresionante acompañar al equipo desde adentro y ver el fútbol desde otra perspectiva”, dijo en ese entonces.

Iva Olivari es una de las pocas mujeres que ocupan esa posición tan importante en un seleccionado. “Me gustaría ver muchas más mujeres dentro y fuera del césped. Podemos hacer muchas cosas. No es necesario salir a jugar para estar representadas en el fútbol. Hay infinidad de aspectos en los que las mujeres pueden intervenir para mejorar el desarrollo del deporte”, agregó la Tía Iva.

 

 

 

 

Con información de La Nación

No olvides compartir en >>