Piñita, el cacique de Zapara, necesita ayuda urgente

Piñita, el cacique de Zapara, necesita ayuda urgente

Foto: Norge Boscán (Estampas Zuliana)

Francisco Rodríguez, mejor conocido como “Piñita”, es un personaje sencillo, amable y muy  apreciado en la zuliana isla de Zapara, donde propios y visitantes le respetan por su labor como docente, anfitrión y guía. 

Hoy, el bien llamado cacique de la isla Zapara, requiere de la mano benévola de sus amigos.  Ese que no ha desamparado a los visitantes durante décadas y que ha regalado sus anécdotas a granel, hoy está enfermo y alejado de la ayuda de quienes lo estiman, por las limitaciones del transporte que va hacia la isla.

Ciego, enfermo, sin comida ni medicamentos, “Piñita” espera por la buena voluntad de todos, no solo para alimentarse, sino para costear una operación que le devuelva la luz a sus ojos.

Apoyemos con lo que esté dentro de nuestras posibilidades: comida, dinero o lo que puedas. Este sábado sale una lancha cargada de amor y esperanzas para “Piñita”; que tu aporte surque las aguas del lago y llegue hasta él.

Quienes deseen realizar transferencias, está a disposición la cuenta bancaria Provincial 0108-0511-21-0100170580 de su hija Tibisay Rodriguez, C.I: 19.704.078.   Para la entrega de un kilo de amor  pueden comunicarse al número  04246331476.

Una vida dedicada a Zapara

Piñita nació en Maracaibo en 1950 y a los 18 años se entregó al mar. Comenzó como pescador y luego emprendió el camino de la docencia. En 1979 se trasladó a Zapara, donde realizaba suplencias en la Escuela Unitaria 610 y simultáneamente practicaba la pesca. Tres años después comenzó a trabajar como docente fijo y en 1985 es ascendido a docente titular.

Pero Francisco no se conformó con educar a todos los niños de la isla. Poco a poco se convirtió en líder comunitario, embajador turístico y acérrimo conservacionista, salvador de las tortugas marinas que pierden el rumbo y llegan a la isla.

Los esfuerzos y la perseverancia de Piñita consiguieron agua potable en gabarra en 1981, una planta a gasoil para alumbrar las noches en Zapara en 1989, un corredor de piedra que conecta el malecón lacustre con la playa marítima y un alumbrado público con paneles solares. Es miembro del grupo ambientalista Manatara y uno de los más dedicados guardianes del Torreón de Santa Rosa de Zapara.

 

Nota de Prensa / Estampas Zuliana

No olvides compartir en >>