Así arrestaron a dos afroamericanos en un café de EE.UU por no ordenar nada (Video)

Así arrestaron a dos afroamericanos en una cafetería de EE.UU por no ordenar nada (Video)

Foto: Captura

Starbucks, la cadena de cafeterías con más de 20.000 locales en el mundo, se ha visto obligada a pedir perdón tras la detención por la Policía de dos personas de raza negra que esperaban supuestamente a un amigo en uno de sus establecimientos en Filadelfia, en Pensilvania (EE.UU.).

El momento del arresto, que tuvo lugar el pasado jueves, ha sido recogido en un vídeo que se ha hecho viral tras su publicación en Twitter.

En él se ve cómo agentes de Policía de Filadelfia detienen a dos hombres afroamericanos en un Starbucks y se los llevan esposados.

Los hombres habían sido denunciados por el personal del local de violación de la propiedad privada.

Las imágenes han obtenido millones de reproducciones y han desatado críticas por llevar a cabo esta acción supuestamente con criterios raciales.

La usuaria que publicó el vídeo en Twitter, Melissa DePino, comentó así la grabación: «Llamaron a la policía porque estos hombres no habían ordenado nada. Estaban esperando a que llegara un amigo, quien llegó mientras a ellos se los llevaban esposados por nada».

Según la Policía, el gerente del establecimiento se acercó a los dos hombres y les pidió que abandonaran el local después de que pidieran usar el lavabo sin haber comprado nada. Ellos respondieron que estaban esperando a un amigo y se negaron a marcharse.

El comisario de Policía de Filadelfia, Richard Ross, sostiene que sus agentes actuaron de forma correcta al practicar el arresto después de que el personal les dijera que los dos hombres estuvieran causando perturbación y violación de la propiedad. «Si un negocio llama y dice que está aquí alguien que no quiero que siga en mi local, ellos tienen la obligación legal de cumplir con su trabajo», señaló Ross, que es afroamericano.

El consejero delegado de Starbucks, Kevin Johnson, ha expresado «sus más profundas disculpas» a los dos hombres afectados por el incidente y se comprometió a que la compañía haría «todo lo que pueda para hacer las cosas bien». En una declaración difundida este sábado, Johnson reconoce que el vídeo resulta «difícil de ver» y que las medidas adoptadas fueron «equivocadas» y «no representan» la «misión» y «valores» de esta compañía con sede en Seattle, en el estado de Washington.

Starbucks hace gala ser una «empresa responsable». «Desde siempre hemos tenido el convencimiento de que las empresas pueden, y deben, ejercer un impacto positivo en las comunidades a las que prestan servicio», defiende en su página web. «Como buenos vecinos -agrega-, nos involucramos con los esfuerzos locales de congregar a las personas y crear un cambio positivo siempre que podemos».

ABC

No olvides compartir en >>