Autopsia del vocalista de Linkin Park reveló que no habían drogas en su organismo

Foto: TMZ

En la noche de ayer, se filtraron detalles de la autopsia de Chester Bennington, vocalista de la conocida agrupación Linkin Park, quien sorprendió al mundo con su suicidó el pasado 20 de julio, bajo condiciones “muy extrañas” según lo reseñado por el portal TMZ.

En el informe de la Oficina del Coronel del Condado de Los Ángeles, se detalló que Bennington tenía una pequeña cantidad de alcohol en su sistema al momento de suicidarse, además de presuntamente dar positivo para MDMA (éxtasis), resultado que posteriormente se desmintió cuando dos pruebas toxicológicas no detectaron la droga. La conclusión final de la autopsia determinó que el cantante no estaba bajo la influencia de drogas cuando murió.

La autopsia dice que el cantante fue encontrado con un cinturón de cuero negro de marca Hugo Boss alrededor de su cuello y en sus bolsillos aún permanecía la tarjeta de embarque del vuelo que había tomado desde Phoenix hasta California. En la habitación donde ocurrió el hecho fue hallada una botella de Zolpidem, un Ambien genérico, un vaso de cerveza Corona y una botella vacía.

 De acuerdo con declaraciones de su esposa, Talinda, Chester tenía un historial de depresión y varias veces habría intentado suicidarse, entre esos, un intento en  2006 cuando salió de su casa con un arma en estado de ebriedad. Talinda también agregó que para el momento de su muerte, se encontraba en un programa de tratamiento ambulatorio.

TMZ/Noticia al Día

No olvides compartir en >>


á