Mo Farah se hace leyenda ante su público en Londres al ganar su tercer título mundial en 10.000 metros

Mo Farah

El británico consigue su tercer título mundial en los 10.000 metros con un tiempo de 26:49.51. Foto: Agencias

El británico Mo Farah dio un paso definitivo para entrar en la leyenda del atletismo al ganar este viernes su tercer título mundial de 10.000 metros en Londres-2017, en el mismo estadio en que inició su reinado en los Juegos Olímpicos de 2012.

Desde que en los Juegos de Londres de 2012 se hizo con el doblete en las pruebas de 5.000 y 10.000 metros, el atleta británico de 34 años de origen somalí ha ganado las dos pruebas en los Mundiales de Moscú-2013 y Pekín-2015, así como en la cita olímpica de Rio-2016.

Si ganara también el oro en 5.000 metros en este Mundial de Londres-2017, como es su propósito, Farah conseguiría su quinto doblete consecutivo en un gran evento.

Antes de aquellos Juegos de 2012, ya había avisado de sus intenciones, cuando ganó el oro en 5.000 y la plata en 10.000 en el Mundial de Daegu-2011.

Con un tiempo de 26 minutos, 49 segundos y 51 centésimas, Farah entró en la meta delante del ugandés Joshua Kiprui Cheptegei (26:49.94) y del keniano Paul Tanui (26:50.60).

Mo Farah, que disputa la última competición en pista de su carrera, logra así su sexto título mundial, para dentro de una semana defender su corona de los 5.000 metros.

Tropiezo a una vuelta del final

El británico estuvo cerca de la desgracia cuando al iniciar la última vuelta tropezó y estuvo cerca de irse al suelo.”Este triunfo me hace sentirme orgulloso ser británico. Ha sido un largo día con un final increíble”, dijo Farah, que estuvo acompañado de su familia en la vuelta de honor.

“Ha sido duro pero estoy tan fuerte mentalmente como creía”, añadió. “¡Qué bonita manera de terminar mi carrera en Londres!. Fue muy especial”, explicó.

Ugandeses y kenianos realizaron su estrategia alternándose en el ritmo de carrera para que Farah no marcara el suyo. Aunque al final, Farah se mostró tan poderoso como siempre.

“Sabía cuando quedaban doce vueltas que estaban tirando fuerte y que iba a ser duro. Pero tenía que confiar en mi esprint, sabiendo que había estado en situaciones parecidas en el pasado. Me ayudó mucho la experiencia acumulada”, señaló Farah.

Tras la final de 5.000 metros, Farah se pasará al maratón donde le espera el anterior rey de las pruebas de 5.000 y 10.000 metros, el etíope Kenenisa Bekele, ausente en Londres-2017, al no sentirse en forma.

Mo Farah se despedirá definitivamente de la competición en pista tras las reuniones de Birmingham (20 agosto) y Zúrich (24 agosto), de la Liga de Diamante.

AFP

No olvides compartir en >>


á