Constituyente contra los atracazos, paro cínico y chorimbas (Luis Semprún Jurado)

Luis Semprún Jurado

“Ni la ignominia, ni las falsas noticias de los medios, pararán la voluntad de un pueblo”
LUIS SEMPRUN J.

Del otro lado de la señal telefónica, escuché la voz de Anacleto que me decía: “Buen día, camarita. Le llamo por que sé que entiende que hoy no podremos reunirnos. Los violentos de siempre tratan de instaurar atracazos, con un paro cínico y chorimbas, en varios sectores de la ciudad para amedrentar a los ciudadanos de bien que salieron a cumplir con sus labores diarias. Ante esa situación debemos ser prudentes para no ser víctimas de su sociopatía. Quién tiene el juego ganado no se tira una tranca, dicen los que juegan dominó y nosotros debemos seguir esa conseja. Lo cierto de todo esto es que llueve, truene o relampaguee, la Constituyente va el 30 de este mes y con ella se pueden solucionar muchas cosas en el país. Sabemos que otras tomarán un poquito más de tiempo, pero por algo se empieza. El gobierno ha desplegado fuerzas de seguridad para garantizar la paz ciudadana y ya hemos empezado a ver resultados. Lo irónico del caso es que los grupos opositores piden ayuda al gobierno para que los defiendan de los ‘colectivos armados’ que ‘azotan’ la ciudad y que no les dejan armar sus barricadas. ¿Cómo lo ve? Ah, y denuncian ‘atropellos’ e ‘invasión’ de sus edificios, que es donde esconden mayormente a sus terroristas. Ayer y hoy, el bravo y noble pueblo les dio una lección, en paz, a los que juraban que en verdad eran la mayoría en el país. Ayer todas las instituciones laboraron; hoy las hermosas imágenes del cierre de campaña no pudieron ser más elocuentes. Sus atracazos y chorimbas, símbolos de sus actividades, no pudieron ser realizados porque a los que agarraron delinquiendo no les espera nada bueno y a los líderes de bandas les han ido aplicando la operación ‘tun tun’. ¡Y esos cantan como Pavarotti! Por eso es que andan chorreados. Los que han tratado de escapar de las decisiones de la Asamblea Nacional Constituyente se han tenido que devolver del aeropuerto, pues les ha anulado sus pasaportes. Bueno, ¿ellos no desconocen a las autoridades venezolanas? ¿De qué se quejan? Si proviene de una autoridad ilegal, el pasaporte es ilegal, ¿para qué lo quieren? Ya Freddy tenía comprado pasajes para el 31 de julio y Diosdado le ‘aguó el guarapo’. Con su cinismo típico salió a desmentirlo, pero contra las pruebas nada vale. Su paro cínico, ¿dónde quedó? Sólo apoyado por un dinosaurio de todos conocido, como la CTV, corrupta por demás y otros pseudo sindicatos sin gente. Pero según la MUGRE, tuvo un éxito del 90% en todo el país. ¿Pa’qué siguen tratando de engañar a su gente?, porque lo que es el glorioso pueblo venezolano, ese, ese no les cree.”

Hoy traté de explicarle a un pequeño grupo de viejos conocido lo que a mi entender se busca con el llamado a la Constituyente, sus bases legales, el procedimiento, lo que dice la CRBV al respecto, de la manera más simple posible. Debo reconocer que me costó más de lo pensado, por la cantidad de falsedades difundidas por la oposición y por aquellos que se decían “chavistas” pero que el tiempo ha desenmascarado. Debo aceptar que no todos estaban claros y que algunas de sus preguntas tardaron más en ser respondidas, acudiendo y desmenuzando el texto constitucional. Pero al final todos salieron satisfechos con el conversatorio y reforzadas sus bases electorales.

No sólo la Constituyente va, sino que en los primeros diez días del mes de agosto se deben inscribir los candidatos a gobernadores para las elecciones de diciembre, algo que han estado solicitando TODOS los voceros de la oposición. ¿Inscribirán a sus candidatos, que ya tienen una guerra a hacha, cuchillo y machete, al mejor estilo de lo que menciona el Libro de Mantilla? Porque la realidad de sus “ambiciones” personales es algo que no han podido esconder. Peeero… ¿a cuántos sancionarán por traición a la patria, los constituyentistas, que no les permitirán participar? Porque estemos claros, sin justicia no habrá paz, jamás de los jamases. A eso, entre otras cosas, le tienen pánico los “aspirantes” y los “diputados”.

Los venezolanos y las venezolanas sabemos quién es quién en este país, pues no hay nada oculto entre el cielo y la tierra. Todos aspiramos utilizar el poder constituyentista para acabar con los atracazos, paros cínicos y chorimbas, dirigidas por pseudo parlamentarios que utilizan su investidura como herramienta de impunidad. Y es que lo que mayoritariamente el pueblo pide es que se sancione a quien esconde o encarece la comida, quema y saquea los centros y transporte de alimentos, impide el libre tránsito por el territorio nacional, quema viva a quién no los apoya o parece chavista, ataca e incendia edificios de instituciones públicas que favorecen al pueblo, y más.

Los encapuchados terroristas son “libertadores”, “resistencia”, “héroes”, y la gente del pueblo que los enfrenta son “colectivos”, “delincuentes”, “tierrúos”, etc. Cuando los primeros queman a una persona, no permiten que se le auxilie y luego golpean el cadáver y le arrojan palos, botellas y piedras, ¿cómo los llamarías? Ah, pero cuando el pueblo, cansado de tanta barbarie, sale a defenderse organizadamente de inmediato lo señalan de agresor. Mientras tanto, los financistas, reclutadores y cabezas de grupo de tantos “chamos” convertidos en bandoleros, se refrescan en los restaurantes, en esos mismos sitios que ellos llaman a cerrar sus puertas bajo amenazas de saqueo, con comidas extravagantes y meneando los hielitos de sus bebidas espirituosas, o bien jugando al “golf” en su exclusivo club.

Han corrompido a tantos jóvenes, y de tal manera, que nos preguntamos que va a ser de la vida de ellos una vez que se instale la Constituyente. Porque a confesión de parte, relevo de pruebas: ya comentan que “la calle” se les escapó de las manos y que no tienen control sobre aquellos que generan violencia. Bien cínicos si son, pues luego de reclutarlos, contratarlos y pagarles, para esas funciones, además de pintarles un panorama “promisorio”, los dejan botados y solos una vez que los meten presos. Caso ejemplar, Lorent Gómez, preso y olvidado. Ah, pero es que “ellos son marginales de los barrios pobres, tierrúos y los podemos desechar. ¿Quién nos va a reclamar?”

Me llamarán terco, pero insisto: estamos viviendo una atípica lucha de clases en la que los opresores de siempre han logrado los servicios de algunos oprimidos para que les hagan el trabajo sucio, que ellos no tienen el valor de hacer, contra su propia clase. El “dios dinero” que les sobra y que piensan centuplicar de lograr tomar el poder, les permite aprovecharse de las perentorias necesidades de algunos. Además el reclutamiento de miembros del hampa común, a los que dotan con lo necesario, sirve para entrenar a los “novatos” que son utilizados como carne de cañón y que forman parte del contingente de víctimas mortales. ¿Usted ha visto a Guevara o a Borges tomar un escudo, de los que les dan a los chamos, y salir al frente de batalla? ¡O sea!

A los de las redes sociales no me queda más que decirles que la campaña de noticias falsas no caló, ni calará en el pueblo, porque éste ya conoce a sus verdugos.

Nos escuchamos por:
El Ojo de la Ciudad, Mararitmo 900 AM, de lunes a viernes, de 11:00 am a 12:00 m
Comentarios y contacto: [email protected] gmail.com
Facebook: El Ojo de la Ciudad – Twitter: @luissemp

No olvides compartir en >>


á