¡Vístete, aruña y disfruta! Así te conviertes en una experta del ‘sexo kinky’

Imagen Referencial

“Kinky es un comportamiento que combina el sexo atrevido, espontáneo, explosivo y salvaje. En su práctica se usa el fetichismo y el erotismo en lugares públicos. Cuando se experimenta en pareja, y en común acuerdo, suele ser una buena alternativa para el fortalecimiento amoroso”, explica la terapeuta  Roxana Fuentes.

¡OJO! No son sados.  Las parejas ‘kinky’ no son sadomasoquistas. Son personas que les gusta explorar sin sentir dolor.

Conviértete en una experta en 3,2,1

Nivel principiante:

INCITACIÓN

Lección 1: vístete con una prenda de lencería transparente. Un querubín en tu parte más íntima te hará sentir como una ninfa traviesa.

LAZOS

El vestido negro del sadomasoquismo: las vendas versátiles pueden usarse en los ojos o como una manera sin dolor de atar sus muñecas por encima de la cabeza. Cuando no sueles ver o usar tus manos, sólo te puedes enfocar en hacia dónde irán sus dedos.

EL ARTE DE LAS COSQUILLAS

Usa un plumero para desempolvar tu librero o para hacerle cosquillas a los pezones de tu chico. No te arrepentirás. Las plumas sobre su piel parecen algo muy sencillo, pero resulta algo muy excitante.

KINKY BOOTS

Prepara tu producción de Broadway, en la que tú seas la protagonista en el papel de “dominatriz irresistible” y la coestrella sea tu galán en el papel del “chico que se ha portado muy mal”.

Nivel intermedio:

Ya dominas los movimientos básicos. Ahora es momento de subir de categoría. 

REGALO MÁS SEXY

Envuélvete con los moños más atrevidos que hagan que Marta Stewart se sienta celosa. Un bra sin copas y panties sin entrepierna (los franceses lo llaman ouverts) jamás se habían visto tan lindos.

AMOR PRISIONERO

Ya eres una nueva mujer, las esposas peludas ya no funcionan para ti. Envuelve éstas alrededor de la cabecera, y que ate tus manos antes que comience a darte placer.

DÓMALO

Dale tus muestras de cariño dejando una marca en forma de corazón en su trasero. Excelente cuando la emparejas con un poco de role play, siendo tú la profesora y él, el estudiante.

LA VARITA MÁGICA

Este estimulador de punto G tiene la reputación de convertir a las chicas que no alcanzan los orgasmos en una fuente. Existen de diversas formas y colores, escoge la que más se adapte a tus gustos, y que no te asuste.

Nivel avanzado:

Digamos que ya estás acostumbrada a todo. Te encuentras lista para un azotador y no te importa que lo sepa el mundo entero. Mantén tu rutina fresca con unos cuantos trucos.

LAS INCÓGNITAS

Bolas Ben Wan. Desliza las bolas dentro de ti, vibran mientras te mueves, ya sea que estés practicando una posición sexual o caminando por la calle. ¡Muy atrevido!

TOQUE DE PLACER

Los miércoles vestimos de rosa… pinzas de color rosa para los pezones. Ponlas con el ángulo más abierto para recibir menos dolor. Cuando te las quitas la sangre regresa a ellas.

ATEMORIZANTE, PERO SEXY

Una rueda Wartenberg puede parecer como un cortador de raviolis, pero cuando tu pareja lo pase por tu muslo interno, su roce te hará que pidas más y más.

GOLPETEO

Dale un fuerte azote en el trasero, o gentilmente pasa las tiras sobre su espalda como si estuviera en un lavado de autos.

 

 

 

ElHerald/Cosmopolitan

 

No olvides compartir en >>


á