Avanzar en retroceso (Jesús Castillo Molleda)

Jesús Castillo Molleda

Los indicadores de riesgo mundiales coinciden que Venezuela es líder en inflación, desnutrición, corrupción, baja calidad de vida, éxodo, inseguridad, desinversión en infraestructura de servicios como vialidad, acueductos, centros de salud, centros educativos, nuevas empresas, ensamblaje de vehículos, productos “made in Venezuela”, Fracking que pone a PDVSA como la empresa más deficiente. El abastecimiento esta arrodillado a la economía de puertos, 85% depende de las importaciones.

El reciente estudio nacional de condición de vida (ENCOVI) que presentó de forma conjunta las universidades Simón Bolívar, Católica Andrés Bello y Universidad Central de Venezuela, arrojan datos delatadores, estableciendo el 82% de pobreza, 52% de pobreza extrema, 9.6 millones de venezolanos se alimentan dos veces al día, 63% de la población no cuenta con respaldo de seguros de salud. A su vez (COINDUSTRIA) realizó un estudio con resultados desmotivadores en los sectores productivos en el que solo el 37% de la fuerza productiva se encuentra activa, y estudios de la Fundación Zulia Productivo de febrero de 2017 arroja que 45% de los ciudadanos zulianos no creen en los partidos políticos y 47% asegura que los actuales líderes no tienen capacidad ni voluntad de resolver los problemas. El gobierno no le gana la batalla a la creciente hiperinflación y la desesperanza gana terreno lo que incentiva al abandono de la formación educativa media, diversificada, universitaria, por tener que elegir entre estudiar o sobrevivir.

El partido de gobierno insiste en mantenerse en el poder con el uso de las instituciones y construir una mayoría de la minoría que popularmente los apoya actualmente, juega con los voceros de la MUD, los pone a validar partidos políticos, les hace creer que habrán elecciones pronto, les da elementos para que eleven los grados de confrontación, venden la idea de que los expertos no entienden a la gente si no los menos preparados, que a su vez son quienes asumen puestos de mando con la excusa de que son los que entienden al pueblo, ese que está hoy pobre, sumiso, arrodillado, dependiente de dadivas y anuncios de aumento de salarios, lo que ha traído mayor inflación y despidos de puestos de trabajo, porque en un país en donde insistes en cerrar empresas a diario el sector laboral queda disminuido.

El gobierno se ha encargado de construir su propia oposición a lo interno en donde los opositores externos no encuentran el camino para salir del gobierno. Los ciudadanos se mantienen desconcertados en la manera cómo se desarrollan los acontecimientos. Cada minuto que pasa se hace más difícil sobrevivir para muchos y solo pocos logran crecer, es la razón por la cual la dirigencia política tradicional pierde credibilidad, lo que podría incentivar a la abstención en elecciones futuras y eso seguiría favoreciendo al gobierno. Si el gobierno acepta ir a elecciones en este momento sería un suicidio político al menos que ellos consideren que pueden remontarse y ganar espacios. Mientras tanto la MUD esta MUDA y eso alerta a sus seguidores que no logran comprender porque en Venezuela no pasa nada a pesar de que están las condiciones para que el

ciudadano despierte. Y de ello se genera la interrogante ¿Cómo lograr revertir la crisis para avanzar hacia el mejoramiento de la calidad de vida?, y la respuesta no es tan compleja, pues al tener voluntad política para el cambio, rectificar los errores, activar a participación de los ciudadanos, impulsar la producción, reconocer al adversario, tener tolerancia, buscar los mejores sin importar en donde estén, enterrar lo malo y sembrar lo bueno, dejar de creer en lo que no se tiene pruebas y que el gobierno por obra y gracia del espíritu santo va a entregarle el poder a sus opositores. Son momentos de dejar morir lo que tenga que morir y dejar nacer lo que tenga que nacer, como lo dijo Kamal Santuchi “No siempre el que va adelante de la caravana es quien conoce el camino”. articulosjesuscastillo@gmail.com @castillomolleda

S.H. Jesús Castillo Molleda (Politólogo, Profesor, Emprendedor, Locutor)

No olvides compartir en >>


á