Políticos torpes (Jesús Castillo Molleda)

Se conoce como torpe a la persona que tiene dificultad para realizar una cosa con cuidado o habilidad para comprender una cosa. Los políticos venezolanos en su gran mayoría han tenido seria dificultad para conectar el discurso con el sentir del ciudadano lo que los aleja de la realidad al momento de diseñar acciones. En la actualidad se observa un debate centrado en la salida o permanencia  del presidente en el poder y eso ha desviado la agenda sin atender otros problemas que la gente también necesita que se le resuelva, aseveración que realizo sustentado en que la mayoría de las encuestas realizadas en Venezuela por más de 14 empresas coinciden que los principales problemas que padecen los ciudadanos son el alto costo de la vida, escasez, inseguridad, salud y deficientes servicios públicos, pero los ciudadanos también aspiran tener agua potable de calidad por tubería las 24 horas, tener un buen servicio de aseo urbano, transporte público, hospitales, escuelas, plazas, parques, alumbrado público, centros culturales y deportivos, buena infraestructura vial, aeropuertos, puertos de calidad.

En tal sentido, las políticas públicas diseñadas por los diferentes niveles de gobierno deben ser más efectivas que populistas, deben obedecer a estudios reales y no a caprichos o egos de los gobernantes de turno. Venezuela tiene todos los recursos tanto naturales como humanos para superar este difícil momento con decisiones acertadas además de sensatez de un alto nivel político y gerencial. Muchos políticos y gobernantes están convencidos que lo están haciendo muy bien, a pesar del alto deterioro de la calidad de vida de los venezolanos, lo que afirma su desconexión con la realidad.

Son momentos de la rectificación,  de pedir disculpas, de aceptar errores, de plantear realmente lo que se puede hacer y con quienes se cuentan para hacerlo, el gobierno debe pensar como superar la insostenible crisis económica que los acorrala en buscar un financiamiento internacional superior a los 40 mil millones de dólares para poder salvar al país, de no hacerlo será muy difícil evitar una implosión en cadena de los ciudadanos desesperanzados y cansados de esperar. El gobierno seguirá intentando dividir mucho más a la mesa de la unidad (MUD), evitar eventos electorales hasta que les favorezca hacerlos, refrescar la imagen del presidente o sustituirlo, reorganizar al P.S.U.V, seguir ganando tiempo para llegar al año 2018, la M.U.D, debe concentrarse en reorganizarse y lograr que se realicen las elecciones a gobernadores y alcaldes, ser más incluyentes, expulsar a quienes atenten con la unidad y presentar un plan de acción.

Los ciudadanos aspiran poder ver a políticos menos torpes y capaces de superar la temible crisis actual. Venezuela se merece contar con ciudadanos más comprometidos, responsables de sus deberes con la sociedad, se debe ser más activo que pasivo, quienes ocupen cargos de alta dirección en la administración pública y privada podrían ser motores de impulso para desarrollar algunas propuestas que han sido planteadas por profesionales, gremios, universidades, ciudadanos, que ayuden a solventar  la crisis. Si la sensatez se aplica para la toma de decisiones el país se salva, en cambio, si la terquedad se impone la nube negra nos acompañará un largo tiempo más.

Para vencer la crisis solo hace falta aplicar los correctivos, y para aplicarlos solo hace falta voluntad política, y para que ésta se dé solo hace falta gobernantes y políticos comprometidos con el interés colectivo, para que existan mejores políticos solo hacen falta mejores ciudadanos capaces de ser menos emocionales y ser más racionales, como lo dijo Julieta Andara “Un buen gobierno siempre está acompañado de electores exigentes y activos, un mal gobierno siempre está acompañado de electores inocentes y pasivos”. Que este inicio del año 2017 sea de éxitos para todos.

articulosjesuscastillo@gmail.com                                           @castillomolleda

S.H. Jesús Castillo Molleda (Politólogo, Profesor, Emprendedor, locutor).

No olvides compartir en >>


á