Argentina juega la Copa América pese a lucha por el poder en AFA

Foto: la tercera

Foto: la tercera

La Asociación del Fútbol Argentino (AFA) confirmó el martes que la Selección jugará la Copa América Centenario, pese a sufrir una crisis a causa de una lucha por el poder y rechazar una intromisión del gobierno denunciada por altos dirigentes.

“Nadie intervino la AFA ni nos van a sacar de la FIFA”, dijo este martes el presidente de la entidad, Luis Segura. “No tengo ninguna idea de renunciar y no hay ninguna posibilidad de que Argentina no juegue la Copa América, ni que se suspenda el fútbol o que Boca no juegue la Libertadores”, dijo en rueda de prensa en la sede.

En reacción al nombramiento de dos veedores de la Inspección General de Justicia (IGJ) y la suspensión de los comicios a presidente del 30 de junio, la AFA respondió con un comunicado según el cual las elecciones siguen en pie.

Segura, en cambio, aclaró en una segunda rueda de prensa la noche del martes, que “por ahora” no se pueden celebrar los comicios. Habrá apelaciones a la medida de la IGJ y reclamos administrativos.

Hugo Moyano, presidente de Independiente, jefe de la central obrera CGT y candidato a dirigir la AFA, redobló la apuesta, al afirmar en rueda de prensa que la medida de la ING “es una intervención encubierta”.

“Quieren quedarse con el manejo del fútbol. Hace dos años que la administración de AFA la tienen Daniel Angelici (presidente de Boca) y Matías Lammens (presidente de San Lorenzo)”, dijo Moyano, al nombrar a sus dos mayores adversarios internos.

Angelici es un conocido operador judicial y deportivo del presidente Mauricio Macri. Lammens es la mano derecha de otro candidato a conducir la AFA, el popular animador de televisión Marcelo Tinelli.

“Tenemos que ejercer la democracia en el fútbol ¿Tantas veces se nos criticó y ahora no dejan hacer las elecciones?”, dijo Moyano.

– Sanciones de FIFA y Conmebol –

Según reglamentos de FIFA, una intervención supondría una sanción que dejaría al fútbol argentino fuera de toda competición internacional.

“No estamos evaluando la intervención”, afirmó de su lado Sergio Brodsky, director de la ING. Brodsky es considerado un hombre de estrecha vinculación con Angelici. Pero Damián Dupilliet, secretario de la entidad rectora, dijo a la radio Once Diez que “esto es una intromisión en la vida institucional de la AFA, que expresamente está sancionada, y muy duramente, por la FIFA y la Conmebol”.

La selección argentina está en Estados Unidos donde desde el 3 de junio participará en la Copa América Centenario.

La muerte de Julio Grondona en 2014 sumió a la institución en una lucha intestina por el poder. Grondona, exvice de la FIFA, manejó la AFA durante 30 años con la mano dura de un líder absoluto.

– ¿Superliga?

El origen del conflicto es el proyecto de Boca, San Lorenzo, Racing y River de crear una Superliga. Sería un modelo de estructura gerencial al estilo de España, Alemania o Francia. Nadie se opone. Pero la mayoría de las entidades medianas y chicas teme que los grandes redistribuyan los ingresos quedándose con la parte de león.

“Queremos analizar la Superliga. Si es conveniente para los clubes, la vamos a apoyar. Vemos mucho apresuramiento”, dijo Moyano.

El argumento para nombrar veedores fue que la AFA es investigada por el uso de fondos millonarios que recibe del Estado en el marco del programa Fútbol para Todos, de transmisión gratuita de partidos que había impulsado el gobierno de Cristina Kirchner (2007-2015).

– Mar de fondo –

El comunicado de AFA confirmó que los candidatos a presidente son Claudio Tapia (Ascenso Unido), Moyano, Armando Pérez (Belgrano de Córdoba), Tinelli y Nicolás Russo (Lanús, flamante campeón). “Van a pedir audiencia con Macri”, reveló Segura. El objetivo será aclarar las intenciones del gobierno con la AFA.

Medios de prensa locales sospechan que la orden judicial está teñida de intereses políticos que buscan impedir que Moyano, o su lugarteniente Tapia, se consagre presidente de la AFA. La mayoría de los clubes los apoyan.

“Quiero creer que no está la mano del gobierno atrás de esto”, dijo Segura. Macri saltó a la política tras presidir una época llena de títulos en el popular club Boca Juniors entre 1995 y 2007. Se había pronunciado días atrás por “un cambio” en el fútbol. El proyecto de Macri es transformar las sociedades civiles sin fines de lucro en sociedades anónimas.

Los clubes que apoyan con más fuerza la Superliga no coinciden en este punto. “San Lorenzo seguirá siendo de los socios”, había anticipado Tinelli hace dos semanas.

AFP

No olvides compartir en >>


á