Sin categoría

Escribió una carta de despedida para luego morir por amor

Oscar Sue

El cuerpo de Oscar Sue, de 55 años, fue levantado por funcionarios del Cicpc en horas de la noche de este miércoles del mercado de Corito, ubicado en el sector Los Haticos de la parroquia Cristo de Aranza de Maracaibo.

Dentro de sus pertenencias, encontraron una carta dedicada a quien en vida fuera su esposa.

Una de sus hermanas contó entre sollozos, en las afueras de la morgue forense de LUZ, que su hermano estaba muy deprimido desde que su esposa y sus dos hijos lo botaran de su hogar a consecuencia de una diabetes que le diagnosticaron tiempo atrás: “Mi hermano estaba muy triste, el empezó a tomar seguido, cuando estuvo hospitalizado pedía que sus hijos lo fueran a ver pero ninguno se acercó”, dijo.

Sue, trabajó durante mucho tiempo como maestro de obra; hace dos meses, según su hermana, su esposa lo botó de la casa que compartían en El Soler, “porque estaba enfermo y estaba bebiendo mucho”, de allí se fue a vivir con otra hermana en el barrio El Gaitero; pasado los días, se enteró que su esposa se fue de viaje para Caracas y desde entonces no paró de ingerir licor.

El pasado miércoles, el hombre tomó sus muletas, las que tenía para poder caminar bien,  ya que había perdido dos de los dedos de uno de sus pies y salió a las 11.00 de la mañana de casa de su hermana, no fue hasta las 11.00 de la noche del mismo día que lo encontraron muerto en el mercado de Corito.

Se conoció que en la carta, que el mismo escribió a puño y letra, decía que él estaba muy deprimido porque su esposa lo había abandonado y se había ido y que su espíritu la perseguiría por siempre.

Aun se desconoce  si la muerte de Sue, fue consecuencia de su diabetes, o de un golpe que se dio en la cabeza al caer, o fue la decisión que tomó de terminar con su vida; sus familiares esperan los resultados de la necropsia de ley para aclarar lo que verdaderamente pasó y esperan leer la carta.

Foto: Stevens Novsak

Noticia al Día

 

 

No olvides compartir en >>


á